Después que me fui de Nestlé, encontré un mundo que no tenía idea que existía. Me he encontrado mucha gente que quiere deshacerse del modelo de trabajo de 8 a 5 para convertirse en empresarios de sus propios negocios.

Definitivamente, el espíritu empresarial es cada día más sexy y las formas y las maneras como el mundo corporativo trata a sus empleados, hace que las personas quieran probar lanzarse por cuenta propia.

Mucho se dice sobre esto de ser empresario o “entrepreneur”. Que puedes ganar dinero siendo tu propio jefe y ganar mucho mientras lo haces y cosas por el estilo. Que es fácil y que todos lo pueden alcanzar.

El que está afuera de este mundo lo ve como un ideal para controlar su propio trabajo mientras gana la mayor cantidad de dinero posible.

Ojalá la cosa fuese así de simple. Debo decirte que antes de profundizar en esa fantasía de creer que ganarás millones de dólares en tu primer año en el negocio, tendrás que ser realista sobre lo que significa ser propietario de tu negocio.

Hay una estadística contundente: el 67% de las pequeñas empresas fracasan en su primer año. Así que tendrás que tomarte muy en serio ser empresario si esperas tener éxito.

¿Pero qué sucede? La realidad es que muchos aspirantes a empresarios solo piensan en las recompensas de un negocio exitoso, sin reconocer el proceso que se requiere para producir esos resultados.

Y para producir resultados, la clave es la pasión. Es lo que te impulsa al éxito porque estás completamente dedicado a hacer que tu negocio funcione sin importar lo difícil que sea el proceso.

Son muchos los aspirantes a empresarios que no sienten pasión por sus negocios. Ni siquiera tienen la pasión por ganar dinero. Simplemente les gusta la idea del éxito.

En la Alianza Internacional de Empresarios Digitales, tenemos una pasión interna que nos impulsa, la rutina no nos afecta emocional, mental o físicamente. Por eso te invito a que comiences a experimentar esta pasión tan genuina, tan difícil de fingir que con un método propio impacta positivamente en nuestra forma tan diferente de hacer mercadeo en red.

Para nosotros pasión es más que un intercambio de energía que de palabras. Si puede replicar nuestra pasión en tu gente, los resultados llegarán. Somos apasionados con nuestra empresa y cumplimos códigos de excelencia en todo lo que hacemos. Y lo mejor, esto lo hacemos rodeados de personas positivas. ¡Al final esta convicción y autenticidad sorprenderá tanto a tu equipo como a tus prospectos!

Ramón Chávez Rosas

Director Socio de la AIED

Comunicador Social